Cándido Camero se retira de los escenarios | Impacto Latin News ™

Cándido Camero se retira de los escenarios

ENTREVISTA EXCLUSIVA

 Cándido Camero

Se retira de los escenarios

 

El gran artista Cándido Camero, un músico que dedicó toda su vida a poner en su sitio las congas.

El gran artista Cándido Camero, un músico que dedicó toda su vida a poner en su sitio las congas.

“Siempre tocaré mis tres tumbadoras hasta el día que me muera.”

 

–Cándido Camero

 

Por Miriam Fernández-Soberón

IMPACTO

 

Este viernes 18 de noviembre al las 7:30 p.m. en el Aaron David Hall (West 135th Street y Gran Convent Avenue) se retirará de los escenarios con 95 años de edad y 81 de trayectoria, el gran artista Cándido Camero, un músico que además de tocar varios instrumentos, dedicó toda su vida a poner en su sitio las congas.

A Cándido Camero podríamos llamarle el revolucionario de las congas, ya que poco a poco fue agregando a la conga tradicional dos más y con el fin de interpretar melodías completas, así destacó en primer plano el instrumento de percusión.

Hoy no sólo entrevistamos a este destacadísimo músico sino que también desde la redacción de IMPACTO, le damos las gracias por tantos años de música y profesionalismo.

 

 

¿Hay algún músico que haya llevado tantos años de carrera en la música?

-Creo que han habido unos cuantos. Yo le doy gracias a Dios por haberme permitido llegar a los 95 y medio haciendo lo que más me ha gustado en mi vida.

 

¿Cómo han sido estos 81 años de trayectoria artística?

-Desde que comencé tocando sobre unas laticas vacías de leche condensada hasta el día de hoy he vivido cada minuto, cada día y cada año muy satisfecho.

 

Tiene una lista bastante extensa de músicos con los que ha compartido pero, son de su época, de su edad, ¿hay algún jóven al que le ve un futuro tan exitoso como el suyo, digamos alguien que continúe su labor? 

-Bueno he tocado con más de mil músicos a través de los años. Ahora veo que hay una nueva generación de músicos que mantienen la antorcha de jazz cubano y el jazz americano encendida. Por ejemplo ahora hay jóvenes como, Ben Lapidus, Mauricio Herrera, Amaury Acosta, Kali Rodríguez, Luques Curtis, el ya mayorcito, maestro Bobby Sanabria y mucho mas que nos hacen sentir orgullosos de nuestras raíces.

 

La vida artística es muy sacrificada, ¿en algún momento pensó en dar un paso atrás? 

-Es cierto, hay muchos sacrificios, pero la satisfacción supera los tropiezos y las frustraciones.

 

¿Qué podemos esperar en este próximo concierto?

-En este concierto producido por Latin Jazz USA y su presidente, Iván Acosta, hemos reunido a grupo de excelentes músicos y cantantes muy amigos. Será una despedida oficial, pero siempre digo que yo tocaré mis tres tumbadoras hasta el último día de mi vida. Mis 95 años y algunos dolores de artritis, me obligan a tener que cogerlo suave. Será un concierto muy emotivo para mi y todos mis amigos músicos y fanáticos.

 

¿Es realmente su despedida?

-Es mi despedida oficial. Pero mientras tenga fuerza en las manos y haya cueros, habra Cándido para rato.

 

¿Cómo será su día a día a partir de su retiro?

-Bueno, yo disfruto mucho la tranquilidad de mi hogar. Escucho mucha música, veo buenos programas de televisión y salgo con los amigos a ver conciertos y a hacer visitas.

 

Ahora que los músicos tienen facilidades para viajar a Cuba, ¿hará una despedida también allá? 

-Ojalá y pudiera hacer eso en Cuba. Pero desafortunadamente en Cuba no tocan mi música ni la de los músicos cubanos que viven fuera de la isla.

 

Supongo que tiene momentos inolvidables. ¿Podría mencionar alguno?

-Bueno, si hay algo que tengo buena, es la memoria. Recuerdo mucho mi juventud en Cuba. Recuerdo cuando llegué a Nueva York en el 1946, fue muy emocionante e increíble, verme tocando con gigantes del jazz como Dizzie Gillespie, Billy Taylor, Charles Parker, Miles Davis, Duke Ellington y tocar y grabar con mi gran amigo Tony Bennett.

 

¿Habrá un disco conmemorativo a este retiro? 

-Iván Acosta que fue el productor del documental sobre mi vida, “Cándido manos de fuego”, ha estado conversando sobre esa idea. Él es perseverante.

 

¿Cambiaría algo de su vida?

-Los dolores que ya no me permiten moverme con la rapidez de antes.

 

¿Le ha quedado algo por hacer? 

-El sueño de todo músico cubano que vive fuera de Cuba, es poder volver a tocar en Cuba, sin ningún tipo de problemas.

 

¿Qué es lo más importante que se lleva? 

-Los recuerdos de mi familia, de mis amistades y de tantos compañeros músicos con los que he disfrutado lindos momentos de la vida. Me llevo el amor que me han regalado a través de mis 95 años.

 

¿Algo más le gustaría contar? 

Aprovecho para agradecerle a usted, Miriam Fernéndez Soberón, por esta entrevista. Y agradecerles a mis amigos, el abogado Roberto Marrero, quien siempre viaja conmigo. A Al Acosta, que por muchos años ha sido mi asistente. A el productor Iván Acosta, que me puso al frente de la orquesta. Y claro, a mi mamá y a mi papá, porque sin ellos no hubiese habido Cándido.

Comments are closed.

Edicion Impresa

Edicion Impresa

Archives

July 2017
M T W T F S S
« Mar    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31  

Clasificados

 

Gúia de Servicios

 

Notas Recientes